En estado de gracia






En la justa de la Copa América de Venezuela 2007, la Selección Mexicana de Hugo Sánchez alcanzó su techo futbolístico, con Nery Castillo en traje de crack, y sólo contenida por la Argentina de Messi.

Este certamen fue la confirmación de que México se encontraba entre los mejores equipos del continente, mostrando, además, con un juego muy superior a selecciones tradicionales como Paraguay o Uruguay, pero frenados por la Argentina de Lionel Messi.

Fue también la mejor etapa de Hugo Sánchez como director técnico del Tri y el momento más brillante de Nery Castillo, delantero mexico – uruguayo que jugaba en Grecia, desconocido por muchos que tenía doble nacionalidad y que marcó su gol más importante a nivel de selecciones en el primer partido de la Fase de Grupos ante Brasil.

México arrancó contra la Canarinha y terminó con Argentina. Ante los amazónicos, fueron superiores desde el comienzo del juego, para demostrarlo Nery Castillo marcó tras un sombrerito dentro del área y Ramón Morales aumentó la ventaja con un excelso tiro libre, su especialidad, fue su segundo gol ante un grande y en la misma jugada, toda vez que en Perú 2004, recetó así a la Albiceleste. Brasil se vio mejor en el cierre, pero al Tri todo le salió bien y Ochoa atajó todo lo que le llegó, incluso un mano a mano y el travesaño le ayudó una vez también.

Tras ganar también a Ecuador y empatar con Chile, México terminó como primer lugar de su grupo y en los Cuartos de Final enfrentó a Paraguay al que exhibió con un contundente 6-0. Pero en las Semifinales enfrentó a Argentina y ahí terminó su camino hacia la Final.

Fue un partido equilibrado, pero la Albiceleste corrió con mejor suerte. Primero con un tiro libre que Heinze remató ante una mala salida de Oswaldo y después una genialidad de la Pulga (mejor jugador joven del torneo) con un ‘globito’ imposible para el portero mexicano.

El último tanto fue de Riquelme con un penalti a lo ‘Panenka’ que catapultó a la selección argentina a la Final.

México jugó el duelo por el tercer lugar, donde venció a Uruguay por 3-1 en un juego donde se mostró superior y se quedó con el premio de consolación. El Tri ya estaba sólo detrás de Argentina y Brasil, en el continente.


Fuente: Por Emmanuel Mondragón, Revista Récord Especiales. A la conquista de América, p. 38.

Lo más popular de la semana

Sanely

25 Preguntas de Historia Universal